BUFÓN

En Bont’s utilizamos los bufones como un medio pedagógico para encontrar más libertad en el juego para mejorar el juego de tu clown.

Como en todo ser humano se esconde un Clown, así se encuentra un Bufón en cada uno de nosotros. El público se ríe del Clown porque es ingenuo, bonachón y torpe. En cambio, el Bufón se ríe del público porque es cínico e irónico, se burla de la gente normal.

Los Bufones, llamados también farsantes, provienen directamente de las profundidades nebulosas del tiempo. Su pasatiempo favorito es imitar la vida de la gente.

El Bufón se pierde completamente en una extravagancia exagerada; su fuerza radica en un terreno entre el cielo y la tierra, en un cruce de un pasado eterno y un futuro visto por la lupa de la crueldad y la tragedia.

Por sus defectos físicos y trato anormal, los Bufones se ponen fuera del mundo y reaccionan por necesidad de manera inadaptada con sus alrededores. Detrás de su locura, el Bufón dice verdades que nadie se atrevería a emitir tan abiertamente. Eso se tolera sólo a los farsantes. Se les permite romper tabúes y plantear abusos y se les permite hacerlo porque la gente normal no los toma en serio.

Los Bufones conviven en una comunidad organizada diferente a la nuestra.

Al final de las 2 semanas de bufones presentamos en Menorca una representación de para radiar este espíritu bufonesco.

 

Haz click aquí para ver las fechas del curso en el PROGRAMA.